Tributación por los premios de lotería 2020

Tributación por los premios de lotería 2020

¿Quién no sueña con que le toque el Gordo de Navidad? Muy pronto este sueño se hará realidad para unos cuantos agraciados. Aunque como se encargarán de recordarles los no tan afortunados, de este premio Hacienda se quedará un tanto por ciento. Pero, ¿Cuál es exactamente la tributación por los premios de lotería 2020? Nuestros mejores consultores tributarios en Granada y Madrid nos dan las claves para conocer esta información.

¿Qué premios están sujetos a un impuesto con gravamen especial?

-Premios que se hayan obtenido por los juegos de loterías y apuestas del Estado y por las diferentes entidades de las Comunidades Autónomas.

-Premios que se consigan por sorteos organizados por la Cruz Roja Española.

-Aquellos premios obtenidos por las modalidades de juegos autorizadas a la Organización Nacional de Ciegos Españoles (ONCE).

-Premios de loterías, apuestas y sorteos que organicen organismos públicos o entidades que ejerzan actividades de carácter social o asistencial sin ánimo de lucro establecidos en otros Estados miembros de la Unión Europea o del Espacio Económico Europeo. Los cuales persigan objetivos idénticos a los de los organismos o entidades antes señalados.

El resto de tipos de premios, cuyo origen sea distinto a los que acabamos de enumerar, estarán sujetos a IRPF. Estos se consideran ganancias patrimoniales y se intengran en la base imponible general del impuesto.

Cambios de los últimos años en la tributación por los premios de lotería

Desde 2013 se han producido diversos cambios en la tributación por los premios de lotería que hasta este año se encontraban exentos. En los premios derivados de juegos celebrados antes del 5 de julio de 2018 la cuantía exenta era de 2.500 euros. A partir del 5 de julio de 2018 hasta 2019, incluido, la cuantía exenta era de 10.000 euros. En el pasado 2019 la exención era de 20.000 euros.

Tributación por los premios de lotería 2020

Para los premios de loterías y apuestas que se celebren a partir del uno de enero de 2020, la exención es de 40.000 euros.

En la renta 2019 se encuentran exentos de tributación los premios de hasta una cuantía de 20.000. Si el premio supera esta cantidad, se deberá tributar por el exceso que supere estos 20.000. Por ejemplo, en un premio de 50.000 euros, la base imponible ascenderá a 30.000 euros. El tipo que se aplicará a la base imponible será del 20%. Y el resultado será la cuota íntegra, la cual se minorará en el importe de los ingresos o retenciones soportados por el contribuyente.

La exención de estos casos se aplicará siempre que el décimo o cupón tuviese el valor de al menos 50 céntimos de euro. Si la cuantía es inferior a esta cantidad, la cuantía máxima exenta se reducirá proporcionalmente.

¿Qué ocurre con la tributación de los premios compartidos?

En aquellos casos en los que el décimo o boleto tiene titularidad compartida, la cuantía exenta se prorratea entre los cotitulares según la cuota que les corresponda.

No obstante, el tributario obligado es la persona que ha comprado el boleto. Cuando no sea posible acreditar que se ha comprado entre varios, pero se estima el deseo de repartir el premio, se producirá una donación del titular del boleto a los demás participantes. Entonces, en estos casos se tendrá que tributar en el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones (ISD).

¿Cómo se paga a Hacienda la parte correspondiente del premio?

Cuando el ganador del premio acude a cobrar el premio a la entidad pagadora de los premios, es la propia entidad la que está obligada a realizar la retención del 20% sobre la base imponible. Así que en el momento del cobro del premio ya se encontraría descontada la cantidad que iría destinada a Hacienda y no habría obligación fiscal adicional.

Noticias que te pueden interesar

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Otras noticias que te pueden interesar